Diurnal - La Anunciación del Señor

Propio de los Santos
Marzo

25 de marzo
LA ANUNCIACIÓN DEL SEÑOR
Solemnidad

Fiesta de origen oriental, que pasó a Roma en el siglo VII.

I Vísperas

HIMNO

Dios te salve, Anunciación,
morena de maravilla,
tendrás un Hijo más bello
que los tallos de la brisa.

Mensaje de Dios te traigo.
Él te saluda, María,
pues Dios se prendó de ti,
y Dios es Dios de alegría.

Llena de gracia te llamo
porque la gracia te llena;
si más te pudiera dar,
mucha más gracia te diera.


El Señor está contigo
aún más que tú estás con Dios;
tu carne ya no es tu carne,
tu sangre ya es para dos.

Y bendita vas a ser
entre todas las mujeres,
pues, si eres madre de todos,
¿quién podría no quererte?

SALMODIA

Ant. 1.  Brotará un renuevo del tronco de Jesé, y de su raíz florecerá un vástago. Sobre él se posará el Espíritu del Señor (T.P. Aleluya).

Salmo 112

Alabad, siervos del Señor,
alabad el nombre del Señor.
Bendito sea el nombre del Señor,
ahora y por siempre:
de la salida del sol hasta su ocaso,
alabado sea el nombre del Señor.

El Señor se eleva sobre todos los pueblos,
su gloria sobre los cielos.
¿Quién como el Señor, Dios nuestro,
que se eleva en su trono
y se abaja para mirar
al cielo y a la tierra?

Levanta del polvo al desvalido,
alza de la basura al pobre,
para sentarlo con los príncipes,
los príncipes de su pueblo;
a la estéril le da un puesto en la casa,
como madre feliz de hijos.

Ant.  Brotará un renuevo del tronco de Jesé, y de su raíz florecerá un vástago. Sobre él se posará el Espíritu del Señor (T.P. Aleluya).

Ant. 2. El Señor Dios le dará el trono de David, su padre, y reinará para siempre (T.P. Aleluya).

Salmo 147

Glorifica al Señor, Jerusalén;
alaba a tu Dios, Sión:
que ha reforzado los cerrojos de tus puertas,
y ha bendecido a tus hijos dentro de ti;
ha puesto paz en tus fronteras,
te sacia con flor de harina.

Él envía su mensaje a la tierra,
y su palabra corre veloz;
manda la nieve como lana,
esparce la escarcha como ceniza;

hace caer el hielo como migajas
y con el frío congela las aguas;
envía una orden, y se derriten;
sopla su aliento, y corren.

Anuncia su palabra a Jacob,
sus decretos y mandatos a Israel;
con ninguna nación obró así,
ni les dio a conocer sus mandatos.

Ant. El Señor Dios le dará el trono de David, su padre, y reinará para siempre (T.P. Aleluya).

Ant. 3. El que era la Palabra substancial del Padre, engendrado antes del tiempo, hoy se ha despojado de su rango haciéndose carne por nosotros (T.P. Aleluya).

Cántico
Flp 2, 6-11

Cristo, a pesar de su condición divina,
no hizo alarde de su categoría de Dios;
al contrario, se despojó de su rango
y tomó la condición de esclavo,
pasando por uno de tantos.

Y así, actuando como un hombre cualquiera,
se rebajó hasta someterse incluso a la muerte,
y una muerte de cruz.

Por eso Dios lo levantó sobre todo
y le concedió el «Nombre-sobre-todo-nombre»;
de modo que al nombre de Jesús toda rodilla se doble
en el cielo, en la tierra, en el abismo,
y toda lengua proclame:
Jesucristo es Señor, para gloria de Dios Padre.

Ant. El que era la Palabra substancial del Padre, engendrado antes del tiempo, hoy se ha despojado de su rango haciéndose carne por nosotros (T.P. Aleluya).

LECTURA BREVE                   1Jn 1, 1-2

Lo que existía desde el principio, lo que hemos oído, lo que hemos visto con nuestros propios ojos, lo que contemplamos y palparon nuestras manos: la Palabra de la vida (pues la vida se hizo visible), nosotros la hemos visto, os damos testimonio y os anunciamos la vida eterna que estaba con el Padre y se nos manifestó.

RESPONSORIO BREVE

Tiempo de Cuaresma:
R/. Ha brotado un renuevo del tronco de Jesé, * Ha salido una estrella de la casa de Jacob. Ha brotado.
V/. La Virgen ha dado a luz al Salvador. * Ha salido una estrella de la casa de Jacob. Gloria al Padre. Ha brotado.

Tiempo Pascual:
R/. Ha brotado un renuevo del tronco de Jesé, ha salido una estrella de la casa de Jacob. * Aleluya, aleluya. Ha brotado.
V/. La Virgen ha dado a luz al Salvador. * Aleluya, aleluya. Gloria al Padre. Ha brotado.

Magníficat. El Espíritu Santo vendrá sobre ti, María, y la fuerza del Altísimo te cubrirá con su sombra (T.P. Aleluya).

PRECES

Oremos con confianza al eterno Padre, que, por medio del ángel, anunció hoy a María nuestra salvación, y digámosle:

Derrama, Señor, tu gracia, sobre nosotros.

Tú que elegiste a la Virgen Maria para ser madre de tu Hijo, 
- ten piedad de todos los que esperan su redención.

Tú que por boca de Gabriel anunciaste a Maria el gozo y la paz, 
- otorga al mundo entero el gozo de la salvación y la paz verdadera.

Tú que, con la aceptación de tu esclava y con la acción del Espíritu Santo, hiciste que tu Palabra acampase entre nosotros, 
- dispón nuestros corazones para que reciban a Cristo como la Virgen María lo recibió.

Tú que miras a los humildes y colmas de bienes a los hambrientos, 
- da ánimo a los abatidos, socorre a los necesitados y ayuda a los moribundos.

Oh Dios, para quien nada hay imposible, el único que haces obras maravillosas, 
- sálvanos, cuando resucites a los muertos en el último día.

Padre nuestro.

La oración como en Laudes.

Invitatorio

Ant. Venid, adoremos a la Palabra que se hizo carne (T.P. Aleluya).

El salmo invitatorio como en el Ordinario.

Laudes

HIMNO

¡Oh virginal doncella
de tu nombre purísimo, María,
cuando la blanca estrella
renace con el día,
las aves cantarán la letanía!

Cumpliendo la promesa
resplandeció tu integridad suave,
y todo el cielo pesa,
con indulgencia grave,
sobre la fiel salutación del "Ave".

Si en tu virtud sencilla
la Trinidad perfecta se gozaba,
hincando la rodilla
el arcángel mostraba
la gracia del Amor que le enviaba.

Tú, Virgen florecida,
diste el milagro de tu aroma al viento,
y el aura agradecida
que recogió tu acento
vistió de alegre luz el aposento.

Sube el arcángel alto
restaurando la paz amanecida,
y al tierno sobresalto
de su alada subida
te llamarán los siglos escogida. Amén.

Ant. 1. El ángel Gabriel fue enviado a María Virgen, desposada con José (T.P. Aleluya).

Los salmos y el cántico, del domingo de la semana I.

Ant. 2. Bendita tú entre las mujeres, y bendito el fruto de tu vientre (T.P. Aleluya).

Ant. 3. La Virgen concibió por la palabra, virgen permaneció, virgen dio a luz al Salvador (T.P. Aleluya).

LECTURA BREVE                        Flp 2, 6-7

Cristo, a pesar de su condición divina, no hizo alarde de su categoría de Dios; al contrario, se despojó de su rango y tomó la condición de esclavo, pasando por uno de tantos y actuando como un hombre cualquiera.

RESPONSORIO BREVE

Tiempo de Cuaresma:
R/. Alégrate, María, llena de gracia, el Señor, está contigo, * El Señor está contigo. Alégrate.
V/. Bendita tú entre las mujeres, y bendito el fruto de tu vientre. * El Señor está contigo. Gloria al Padre. Alégrate.

Tiempo Pascual:
R/. Alégrate, María, llena de gracia, el Señor, está contigo, el Señor está contigo. * Aleluya, aleluya. Alégrate.
V/. Bendita tú entre las mujeres, y bendito el fruto de tu vientre. * Aleluya, aleluya. Gloria al Padre. Alégrate.

Benedictus, ant. Dios, por el gran amor con que nos amó, envió a su Hijo encarnado en una carne pecadora como la nuestra (T.P. Aleluya).

PRECES

Los que celebramos hoy el principio de nuestra salvación en la Anunciación del Señor, oremos jubilosos:

Interceda por nosotros la santa Madre de Dios.

Como la Virgen María recibió con gozo el anuncio del ángel, 
- haz, oh Dios, que nosotros recibamos de buen grado a nuestro Salvador.

Tú que miraste la humillación de tu esclava, 
- acuérdate y compadécete, Padre misericordioso, de todos nosotros.

De igual manera que la nueva Eva se sometió a tu Palabra divina, 
- así se haga en nosotros según tu voluntad.

Que Santa María socorra a los pobres, ayude a los débiles, consuele a los tristes, 
- ruegue por el pueblo, interceda por el clero y por las vírgenes consagradas al Señor.

Padre nuestro.

Oración

Señor, tú has querido que la Palabra se encarnase en el seno de la Virgen María; concédenos, en tu bondad, que cuantos confesamos a nuestro Redentor, como Dios y como hombre verdadero, lleguemos a hacernos semejantes a él en su naturaleza divina. Por nuestro Señor Jesucristo.

Hora intermedia

Salmodia complementaria.

Tercia

Ant. Del tronco de Jesé ha brotado la Virgen María, en cuyo tálamo ha entrado el Espíritu Santo (T.P. Aleluya).

LECTURA BREVE                             Ef 1, 9b-10

Éste es el plan que había proyectado realizar por Cristo cuando llegase el momento culminante: recapitular en Cristo todas las cosas del cielo y de la tierra.

V/. El ángel del Señor anunció a María. (T.P. Aleluya).
R/. Y concibió por obra del Espíritu Santo. (T.P. Aleluya).

Sexta

Ant. Mirad: la Virgen está encinta y dará a luz un hijo, y le pondrá por nombre Emmanuel (T.P. Aleluya).

LECTURA BREVE                       1Jn 4, 10

En esto consiste el amor: no en que nosotros hayamos amado a Dios, sino en que él nos amó y nos envió a su Hijo como víctima de propiciación por nuestros pecados.

V/. Aquí está la esclava del Señor. (T.P. Aleluya).
R/. Hágase en mí según tu palabra. (T.P. Aleluya).

Nona

Ant. Se mostrará grande hasta los confines de la tierra; y éste será nuestra paz (T.P. Aleluya).

LECTURA BREVE                     1Tm 2, 5-6a

Dios es uno, y uno solo es el mediador entre Dios y los hombres, el hombre Cristo Jesús, que se entregó en rescate de todos.

V/. La Palabra se hizo carne. (T.P. Aleluya).
R/. Y acampó entre nosotros. (T.P. Aleluya).

La oración como en Laudes.

II Vísperas

HIMNO, como en las I Vísperas.

SALMODIA

Ant. 1. El ángel del Señor anunció a María, y concibió por obra del Espíritu Santo (T.P. Aleluya).

Salmo 109, 1-5.7

Oráculo del Señor a mi Señor:
«Siéntate a mi derecha,
y haré de tus enemigos
estrado de tus pies».
Desde Sión extenderá el Señor
el poder de tu cetro:
somete en la batalla a tus enemigos.

«Eres príncipe desde el día de tu nacimiento,
entre esplendores sagrados;
yo mismo te engendré, como rocío,
antes de la aurora».

El Señor lo ha jurado y no se arrepiente:
«Tú eres sacerdote eterno,
según el rito de Melquisedec».

El Señor a tu derecha, el día de su ira,
quebrantará a los reyes.
En su camino beberá del torrente,
por eso, levantará la cabeza.

Ant. El ángel del Señor anunció a María, y concibió por obra del Espíritu Santo (T.P. Aleluya).

Ant. 2. No temas, Maria, porque has encontrado gracia ante Dios. Concebirás y darás a luz, y se llamará Hijo del Altísimo (T.P. Aleluya).

Salmo 129

Desde lo hondo a ti grito, Señor;
Señor, escucha mi voz;
estén tus oídos atentos
a la voz de mi súplica.

Si llevas cuenta de los delitos, Señor,
¿quién podrá resistir?
Pero de ti procede el perdón,
y así infundes respeto.

Mi alma espera en el Señor,
espera en su palabra;
mi alma aguarda al Señor,
más que el centinela la aurora.

Aguarde Israel al Señor,
como el centinela la aurora;
porque del Señor viene la misericordia,
la redención copiosa;
y él redimirá a Israel
de todos sus delitos.

Ant. No temas, Maria, porque has encontrado gracia ante Dios. Concebirás y darás a luz, y se llamará Hijo del Altísimo (T.P. Aleluya).

Ant. 3. Aquí está la esclava del Señor, hágase en mí según tu palabra (T.P. Aleluya).

Cántico
Cf. Col 1. 12-20

Damos gracias a Dios Padre,
que nos ha hecho capaces de compartir
la herencia del pueblo santo en la luz.

Él nos ha sacado del dominio de las tinieblas,
y nos ha trasladado al reino de su Hijo querido,
por cuya sangre hemos recibido la redención,
el perdón de los pecados.

Él es imagen de Dios invisible,
primogénito de toda criatura;
porque por medio de Él
fueron creadas todas las cosas:
celestes y terrestres, visibles e invisibles,
Tronos, Dominaciones, Principados, Potestades;
todo fue creado por Él y para Él.

Él es anterior a todo, y todo se mantiene en Él.
Él es también la cabeza del cuerpo: de la Iglesia.
Él es el principio, el primogénito de entre los muertos,
y así es el primero en todo.

Porque en Él quiso Dios que residiera toda la plenitud.
Y por Él quiso reconciliar consigo todos los seres:
los del cielo y los de la tierra,
haciendo la paz por la sangre de su cruz.

Ant. Aquí está la esclava del Señor, hágase en mí según tu palabra (T.P. Aleluya).

LECTURA BREVE                1Jn 1, 1-2

Lo que existía desde el principio, lo que hemos oído, lo que hemos visto con nuestros propios ojos, lo que contemplamos y palparon nuestras manos: la Palabra de la vida (pues la vida se hizo visible), nosotros la hemos visto, os damos testimonio y os anunciamos la vida eterna que estaba con el Padre y se nos manifestó.

RESPONSORIO BREVE

Tiempo de Cuaresma:
R/. La Palabra se hizo carne * Y acampó entre nosotros. La Palabra.
V/. La Palabra en el principio estaba junto a Dios. * Y acampó entre nosotros. Gloria al Padre. La Palabra.

Tiempo Pascual:
R/. La Palabra se hizo carne y acampó entre nosotros. * Aleluya, aleluya. La Palabra.
V/. La Palabra en el principio estaba junto a Dios. * Aleluya, aleluya. Gloria al Padre. La Palabra.

Magníficat, ant. El ángel Gabriel habló a María, diciendo: «Alégrate, llena de gracia, el Señor está contigo, bendita tú entre las mujeres» (T.P. Aleluya).

PRECES, como en las I Vísperas.

La oración como en Laudes.

3 comentarios:

  1. Hola,se que esto es el diurnal pero como no consigo encontrar las lecturas de la Anunciación del Señor pregunto aquí para que me digan en que leccionario estan. Las he buscado en los leccionarios I para los domigos y fiestas del Señor, ya que pone que es Solemnidad y creía que debían estar ahí, pero no las veo, y en el leccionario IV tampoco, prodrían aclarar mi duda. Gracias de antemano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, acabamos de publicar la entrada con las lecturas de la solemnidad de la Anunciación del Señor en la sección "Leccionario IV". Muchas gracias por su interés.

      Eliminar