Diurnal - Completas

Ordinario de la Liturgia de las Horas

Oración antes del descanso nocturno
Completas

V/. Dios mío, ven en mi auxilio.
R/. Señor, date prisa en socorrerme.

Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén (Excepto en Cuaresma: Aleluya).

Desde el miércoles de Ceniza hasta la Vigilia pascual se omite el Aleluya.

EXAMEN DE CONCIENCIA

En este momento es oportuno hacer examen de conciencia o revisión de la jornada, que en la celebración comunitaria puede desarrollarse como en el acto penitencial de la misa:


El que preside:

Hermanos: Llegados al fin de esta jornada que Dios nos ha concedido, reconozcamos humildemente nuestros pecados.

Todos examinan en silencio su conciencia. Después se prosigue con una de las fórmulas siguientes:

Primera fórmula:

Yo confieso ante Dios todopoderoso
      y ante vosotros, hermanos,
      que he pecado mucho
      de pensamiento, palabra, obra y omisión.
      Por mi culpa, por mi culpa, por mi gran culpa.

Por eso ruego a santa María, siempre Virgen,
      a los ángeles, a los santos
      y a vosotros, hermanos,
      que intercedáis por mí ante Dios, nuestro Señor.

Segunda fórmula:

V/. Señor, ten misericordia de nosotros.
R/. Porque hemos pecado contra ti.

V/. Muéstranos, Señor, tu misericordia.
R/. Y danos tu salvación.

Tercera fórmula:

V/. Tú que has sido enviado a sanar los corazones afligidos: Señor, ten piedad.
R/. Señor, ten piedad.

V/. Tú que has venido a llamar a los pecadores: Cristo, ten piedad.
R/. Cristo, ten piedad.

V/. Tú que estás sentado a la derecha del Padre para interceder por nosotros: Señor, ten piedad.
R/. Señor, ten piedad.

Si preside la celebración un ministro, él solo dice la conclusión siguiente; en caso contrario, la dicen todos:

V/. Dios todopoderoso tenga misericordia de nosotros, perdone nuestros pecados y nos lleve a la vida eterna.
R/. Amén.

HIMNO

A continuación se dice el himno que se indica en el Salterio.

SALMODIA

Terminado el himno, sigue la salmodia. En los domingos y en las solemnidades, después de las I Vísperas, se dicen los salmos 4 y 133; después de las II Vísperas, el salmo 90.

Durante las Octavas de la Natividad del Señor y de Pascua se dice cualquiera de las dos Completas del domingo.

Los demás días se dicen los salmos correspondientes al día de la semana. Puede, sin embargo, sustituirse siempre la salmodia del día por la del domingo, sobre todo para comodidad de quienes rezan las Completas de memoria. Es este caso, puede tomarse cualquiera de las dos Completas del domingo.

LECTURA BREVE

Después de la salmodia, se hace la lectura breve, que se toma del mismo lugar  del que se han tomado los salmos. Después se dice el responsorio breve.

RESPONSORIO BREVE

Fuera del Tiempo Pascual:

R/. A tus manos, Señor, * Encomiendo mi espíritu. A tus manos.
V/. Tú, el Dios leal, nos librarás. * Encomiendo mi espíritu. Gloria al Padre. A tus manos.

En el Triduo pascual y durante la Octava de Pascua, en lugar del responsorio breve se dice respectivamente la antífona Cristo, por nosotros, se sometió, o bien Este es el día, como se indica en el Propio del tiempo.

Tiempo Pascual:

R/. A tus manos, Señor, encomiendo mi espíritu. * Aleluya, aleluya. A tus manos.
V/. Tú, el Dios leal, nos librarás. * Aleluya, aleluya. Gloria al Padre. A tus manos.

CÁNTICO EVANGÉLICO

Después se dice la siguiente antífona para el cántico:

Sálvanos, Señor, despiertos, protégenos mientras dormimos, para que velemos con Cristo y descansemos en paz (T.P. Aleluya).

Nunc dimittis
Lc 2, 29-32
Cristo, luz de las naciones y gloria de Israel

Ahora, Señor, según tu promesa,
      puedes dejar a tu siervo irse en paz.

Porque mis ojos han visto a tu Salvador,
      a quien has presentado ante todos los pueblos:

luz para alumbrar a las naciones
      y gloria de tu pueblo Israel.

Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo.
      Como era en el principio, ahora y siempre,
      por los siglos de los siglos. Amén.

Y, como de costumbre, se repita la antífona.

ORACIÓN CONCLUSIVA

Después se dice la oración conclusiva, que se toma del mismo día de la semana del que se han tomado los salmos; va precedida de la invitación Oremos. Al final se respondo: Amén.

CONCLUSIÓN

Luego, incluso cuando rezo el Oficio una sola persona, se dice la siguiente bendición:

El Señor todopoderoso nos conceda una noche tranquila y una muerte santa.
R/. Amén.


Antífonas finales a la Santísima Virgen María

Después se canta o se dice una de las siguientes antífonas:

Fuera del Tiempo Pascual:

I

Dios te salve, Reina y Madre de Misericordia,
      vida, dulzura y esperanza nuestra;
      Dios te salve.

A ti llamamos los desterrados hijos de Eva;
      a ti suspiramos, gimiendo y llorando,
      en este valle de lágrimas.

Ea, pues, Señora, abogada nuestra,
      vuelve a nosotros esos tus ojos misericordiosos,
      y, después de este destierro,
      muéstranos a Jesús, fruto bendito de tu vientre.

¡Oh clementísima, oh piadosa, oh dulce Virgen María!

II

Madre del Redentor, virgen fecunda,
      puerta del cielo siempre abierta, 
      estrella del mar, 
      ven a librar al pueblo que tropieza
      y quiere levantarse.

Ante la admiración de cielo y tierra,
      engendraste a tu santo Creador, 
      y permaneces siempre virgen. 

Recibe el saludo del ángel Gabriel, 
      y ten piedad de nosotros, pecadores.

III

Salve, Reina de los cielos
      y Señora de los ángeles;
      salve raíz; salve, puerta,
      que dio paso a nuestra luz.

Alégrate, virgen gloriosa,
      entre todas la más bella;
      salve, oh hermosa doncella,
      ruega a Cristo por nosotros.

IV

Bajo tu protección nos acogemos,
      santa Madre de Dios;
      no deseches las súplicas
      que te dirigimos en nuestras necesidades;
      antes bien, líbranos de todo peligro,
      oh Virgen gloriosa y bendita.

Tiempo Pascual:

Reina del cielo, alégrate, aleluya,
      porque el Señor,
      a quien has merecido llevar, aleluya,
      ha resucitado, según su palabra, aleluya.

Ruega al Señor por nosotros, aleluya.

No hay comentarios:

Publicar un comentario